fbpx

La lealtad laboral en peligro de extinción.

En la última reunión que tuve con mis ex compañeros de trabajo me quede sorprendido de cómo están perdiendo ese compromiso que tenían con la compañía. «Si no se ponen en mis zapatos yo no me pondré nunca más la camiseta de la empresa» me decía al que yo antes veía como el más fiel y leal.

ESTÁN AHÍ EN LOS MOMENTOS MÁS DIFÍCILES.

¿Qué esta pasando por la mente de los lideres que por enfocarse en atraer talento nuevo están descuidando a los empleados más comprometidos que tienen?,  es una situación que constantemente viven los colaboradores más antiguos y que le han brindado su apoyo incondicional a las empresas hasta en momentos difíciles, durante las épocas de vacas flacas.

UN LAZO DE GRATITUD Y FIDELIDAD.

Se dice que la lealtad laboral es un principio que tienen algunos empleados y que básicamente consiste en jamás darle la espalda a la compañía con la que se sienten comprometidos, ellos están unidos a la organización por algún lazo de fidelidad que hoy en día pocos podemos entender, es un tema de honor y de gratitud.

ME VOY CON EL MEJOR POSTOR.

La lealtad es un valor que se ha perdido con la nueva generación de milllennials y que si tenían muy arraigada en su forma de ser las otras dos generaciones sobre todo los Baby Boomers,  actualmente el compromiso de los nuevos profesionales es con ellos mismos  y están dispuestos a realizar un cambio sin titubear ante el mejor postor, irse con aquel patrón que les brinde esa garantía de que podrán lograr un crecimiento laboral lo más rápido posible.

LOS RESULTADOS NO HAN SIDO LOS ESPERADOS.

Un problema actual es la alta rotación que se está dando en las compañías y los costos por movilidad que afecta a los resultados del negocio. Muchas empresas pensaron que el sustituir a los viejos elementos por la nueva generación de profesionistas sería el camino perfecto para lograr una mayor productividad pero los resultados no han sido los esperados.

LA EXPERIENCIA UN VALOR AGREGADO.

Muchos lideres no confiaron en sus empleados prefiriendo salir a buscar en la calle lo que ya tenían en casa, pero las compañías más conservadoras no se precipitaron y le apostaron a la experiencia,  prefirieron capacitar a sus propios colaboradores en las nuevas tecnologías y en procesos innovadores lo que les trajo como consecuencia un incremento en la  productividad, generando en su plantilla laboral un mayor compromiso y lealtad hacia la organización.

LA ESTRATEGIA ANCESTRAL MAESTRO-APRENDIZ.

Lo más importante es que no perdieron a elementos valiosos y decidieron cubrir con profesionistas recién egresados aquellos puestos en donde la rotación no afectaba a la operación, simplemente continuaron con la estrategia ancestral de maestro-aprendiz que siempre había funcionado.

 

 

 

Te podría gustar