fbpx

El folklore de la religión en el trabajo.

Las organizaciones por muy pequeñas que sean tienen que respetar la libertad de culto de todos sus empleados, el Consejo Nacional para Prevenir la Discriminación (CONAPRED) vigila que no se justifiquen motivos religiosos para impedir el ejercicio de cualquier trabajo.

LAS EMPRESAS Y LAS FIESTAS RELIGIOSAS.

La mayoría de las empresas en México tienen actividades relacionadas con la religión católica, de acuerdo a las estadísticas del INEGI hay en el país más de 84,217,138 personas que practican esa religión, por eso, es común que en las oficinas se festejen:  el día de la Virgen de Guadalupe, Día de Muertos, Navidad, Semana Santa, el día de la Santa Cruz, etc.

HAY NÚMERO DE RELIGIONES COMO NÚMERO DE EMPLEADOS.

En la actualidad en una oficina puedes encontrarte el mismo número de religiones como de personal que trabaje ahí,  según el INEGI hay más de 14, 766,000 personas que no son católicos y las diferentes religiones están teniendo un fuerte crecimiento en el país, los días festivos relacionados con las costumbres católicas para muchos empleados solamente sirven como días adicionales de descanso.

LAS IMÁGENES RELIGIOSAS COMO PARTE DE LA OFICINA.

Independientemente que por Ley no se debe limitar el derecho a la libertad de culto, entre los mismos empleados todavía es mal visto que se hable de alguna religión o concepto pagano que no esté relacionado con la religión católica,  aunque dentro de los empleados te puedes encontrar a la típica colaboradora que habla de experiencias o practicas paganas, sobre el niño o niña fantasma de las oficinas, encontrarte el altar de la Virgen de Guadalupe, los símbolos o adornos religiosos en los escritorios o algunos empleados que parecería que su verdadero trabajo es reclutar nuevos adeptos para su templo o iglesia.

SUS AHORROS LOS UTILIZAN PARA EVENTOS RELIGIOSOS.

Muchos de los empleados tienen una rara costumbre del ahorro,  es conocido que participan en tandas, se inscriben en la caja de ahorro, guardan el aguinaldo, la prima vacacional y piden préstamos a la compañía, etc.,  todo esto, con tal de poder cumplir el sueño de que su futura esposa o hija de tener una boda religiosa, también existe una gran cantidad de empleados que todo lo ahorran para las misas de XV años de sus hijas o para los bautizos de los nuevos integrantes de la familia.

LAS ACTIVIDADES RELIGIOSAS SE PODRÍAN IR CANCELANDO.

La libertad de culto se está permeando cada día más en las organizaciones y poco a poco los altos ejecutivos  se están cuestionando la necesidad de seguir haciendo aquellas actividades como son: «La Rosca de Reyes» o el evento de los tamales por  «el día de La Candelaria»  que son actividades que no todos los empleados valoran, muchos de ellos hasta van de malas a comer tamales o los observas con unas «carotas» cuando hay que partir la Rosca, las actividades y tradiciones de esos días festivos relacionados con la religión poco a poco se podrían ir cancelando sin que afecte al clima laboral.

DISFRUTAR DE VACACIONES EN ESAS FECHAS.

Existe otra parte de la población que no tiene creencia religiosa alguna, para ellos todas estas festividades le son transparentes y no están dispuestos a participar en los eventos relacionados con actos religiosos,  pueden cuestionar la razón del porque tienen que ocupar sus días de vacaciones en fechas que para ellos no tienen un significado religioso, como son:  la última semana de Diciembre, jueves y viernes de Semana Santa o día de muertos, fechas en que muchas empresas también cierran operaciones.

EL COLABORADOR TIENE DERECHO A NO PARTICIPAR EN ESOS EVENTOS.

Hay que estar atentos como área de Recursos Humanos en cuidar y respetar a todos los colaboradores en su ideología religiosa, evitando de tachar o descalificar como falta de integración al equipo de trabajo a aquellos colaboradores que no participan en actividades que estén relacionadas con estas fechas simbólicas.

 

 

 

 

Te podría gustar